marketing de contenidos

Marketing de contenidos como estrategia de posicionamiento (SEO)

El posicionamiento de marketing de contenidos en los buscadores es una estrategia fundamental para las marcas a la hora de darse a conocer y hacerse notar en la web.

Para entender la importancia del tema, debemos conocer primero a qué nos referimos cuando hablamos de marketing de contenidos.

Es en esencia, el arte de preparar contenidos valiosos y relevantes para clientes y potenciales clientes, con el objetivo de atraerlos hacia la empresa y crear una conexión entre el usuario y la marca misma.

¿En qué podría beneficiar el posicionamiento en los buscadores? Llevaría a un mayor reconocimiento de la marca, así como también llevar tráfico a la web, siendo empresas de todo tamaño las que se benefician de una estrategia de contenidos bien implementada, ya que con presupuestos menores a los acostumbrados en los medios tradicionales se puede llegar a lograr un alto nivel de engagement.

Sin embargo, sólo se conseguiría un buen posicionamiento si el contenido ofrecido es ciertamente de buena calidad y de interés para el consumidor, y es allí donde el marketing de contenidos toma importancia.

Claves para el posicionamiento en los buscadores

Para lograr que tu contenido sea de una alta calidad, además de interesante para el cliente y logre posicionarse de buena manera, se deben tomar en cuenta varios puntos clave para lograrlo.

1- Lo primero que se debe entender, son los objetivos del marketing de contenidos, reconocer para qué y por qué lo estás haciendo, saber si deseas que reconozcan tu marca, aumentar las ventas o generar una mayor confianza.

Partiendo de este punto, se podrá establecer el tipo de contenido que se creará y la manera en la que se generará, teniendo en cuenta que todos los objetivos están conectados de una forma u otra, entendiendo que al darle fuerza a uno, los demás también crecerán.

2- También, debemos conocer qué es esa parte esencial que nos diferencia, haciéndonos únicos y destacar por encima del resto. Establecer en qué se es especial y transmitirlo de manera que se pueda motivar e inspirar a los compradores.

3- Además, es importante medir y controlar el desempeño del contenido, ya que si no se está pendiente de la respuesta que este genera no se podrá saber si la estrategia está funcionando.

4- Define e investiga a tu audiencia. Debes saber quiénes son, qué les gusta, qué los motiva y a qué dedican su tiempo.

Habiendo definido la audiencia con estos puntos, debemos conocer sus necesidades, dándoles respuestas a ellas cuando tengan dudas, habiendo muchas maneras de recopilar información sobre la audiencia en la web.

5-  Saber a qué tipo de usuarios nos queremos dirigir y sus necesidades, habrá que formar un plan de ejecución sobre el contenido y la creación del mismo.

Definir qué tipo de contenido se va a crear, entendiendo que distintas audiencias demandan diferentes tipos de contenidos y el modo en que se transmiten. Asimismo, comprendiendo que las diferentes plataformas del Internet poseen una manera distinta de transmitir los contenidos.

6- Por último, no es suficiente crear un buen contenido, es necesario que alcance al número máximo posible de clientes potenciales y usuarios. Hay que implantar un plan de distribución en las redes sociales.

Esto no es una tarea sencilla, es necesario tener conocimientos específicos en marketing online para lograr resultados positivos en el posicionamiento de buscadores.

El contenido que se comparte es para el beneficio de la audiencia, y ese debe ser el gancho para que esta se sienta a gusto con la marca; respondiendo a sus necesidades con contenidos que le puedan ayudar a satisfacer sus necesidades de información relevante y asegurar que su interacción o visita a nuestro sitio web haya valido la pena.